MIRA AL HORIZONTE

ESTE, ES UN BLOG DE SUEÑOS Y DE ALEGRIAS, DE CARRERAS, DE RUTAS Y DE ILUSIONES, TAMBIEN DE NOSTALGIAS, DE NUBES QUE AVANZAN RAUDAS JUNTO AL MAR, DE SOLES QUE CUBREN CIELOS ENCAPOTADOS, DE RISAS Y DE MISTERIOS, DE VIEJAS HISTORIAS DEL PASADO, DE ILUSIONES PERDIDAS Y DE OTRAS ENCONTRADAS, DE ENCRUCIJADAS JUNTO AL VIENTO EN LA FRONTERA MISMA DE LA VIDA...ESTE ES UN BLOG PARA EL QUE QUIERA CORRER, LEER, ESCUCHAR E IMAGINAR.

Seguidores

sábado, 12 de marzo de 2011

ZANCADAS EN EL AGUA

Hola!

Ya conozco el camino que tengo por delante pero no me alivia saberlo, lo he recorrido otras veces y por eso conozco sus recovecos y sus muchas curvas, es largo y tortuoso, pero siempre conduce a un lugar mejor,el lugar donde por fin se puede correr.

La lesión va mejorando, pero levemente y de forma exasperante.Hay días que parece que el dolor no está, que por fin se ha ido y que seguramente no volverá jamas.En estos días hay que luchar contra el incontenible deseo de correr que me abrasa por dentro.
Otros días, sin saber por que, vuelve la extraña sensación en la planta del pie y todo parece que vuelve a empezar.No me queda otra que cultivar afanosamente el don de la paciencia y conservar como un tesoro el fiel optimismo al que me aferro siempre.

Cada tarde, cuando termino de trabajar comienza otra tortuosa y a veces desesperante lucha, en los armarios de casa la ropa de correr, planchada y limpia se acumula sin ser usada y descansa ordenadamente doblada , tantas camisetas de tantas carreras y muchos recuerdos y experiencias que ojalá se repitan pronto.
En el suelo, debajo de la silla, mis zapatillas mizuno agazapadas en un esquina parecen tristes y melancólicas entregadas a su injusta suerte.

Alguno de los días que me sentía mejor, no he podido vencer la tentación y he probado suerte.O mejor dicho, la suerte me ha probado a mi.Correr bajo el influjo de una lesión o saliendo de ella, es como montarse en una montaña rusa de estados de animo contradictorios, nada es lo que parece y todo parece peor de lo que es..o a veces, mejor de lo que es.Correr de esta manera se convierte en un acto pleno de inseguridades y de dudas y cuando por fin el entrenamiento termina, la mente parece confusa y el cuerpo preso por mil y una sensaciones pendientes de interpretar.

Dos días en las últimas semanas he corrido de esta manera, correr sin disfrutar de correr, mas con el susto metido en el cuerpo que con el cuerpo lanzado a disfrutar del ejercicio a pleno rendimiento.Algo mas que debo aprender, no se debe correr así.Correr también es correr con la mente, siempre abierta y llena de confianza,nunca con las dudas y con el miedo metido en el corazón.Correr así hace que se eche de menos correr de verdad..

¡No hay mas remedio! las zapatillas deben seguir aparcadas, al menos por el momento,ahí están debajo de la silla mirándome con ojos tristes de perrillo hambriento.Realmente apreciar las cosas en su ausencia siempre realza su valor..disfrutaré mas cuando corra, lo se..
Así que no me queda otra, mirar con nostalgia mis zapatillas y coger la bolsa de nadar.El bañador, las "chanclas", las gafas y el gorro..y armarme de optimismo y vencer la melancolía y no mirar nunca al camino que lleva hacia el río.

 ¡Nadar es el ejercicio mas completo y te mantendrá en forma!pienso cada día mientras acudo a la piscina, pero siento a la vez como mis propias zancadas me persiguen, a mis espaldas soy yo mismo el que corre, o mi propio deseo.¡Pero debo nadar, escapar del camino lanzándome al agua!

Y aunque parezca contradictorio, el agua y nadar me gusta.El agua me hace sentir ligero, siempre ha sido así, desde niño, incluso cuando pesaba 20 kilos mas de los que ahora peso.Nunca me ha resultado un medio hostil, me muevo bien,con habilidad,me gusta sentir mi cuerpo rodeado del agua, acariciarla y que se escape de entre mis manos, desplazarme a través de ella, bajar hasta el fondo de la piscina, tocarlo y volver a subir.Como medio, me hace sentir diferente,deshinibido y rápido.

Pero no me calma la sed de correr, es mas, me la acrecienta.A cada largo de la piscina, mientras veo como mis brazos entran y salen del agua con rítmica armonía monótona, mi mente no nada, solo se sumerge en un mar de pensamientos inquietantes y pretenciosos.Siento las zancadas de mis pies chapoteando a mis espaldas.Y veo mis zapatillas tristes en la habitación y mi ropa doblada y el largo camino muy lejano..

Pese a todo, salgo de la piscina satisfecho, pleno y contento.Dispuesto a disfrutar del descanso de las últimas horas del día, pero también alterado y desasosegado por la inmensa sed de correr, corrosiva sensación contradictoria que se incrementa con el paso del tiempo.
¿Donde queda el esfuerzo? ¿ y el sudor de mi cuerpo? ¿ y el aliento perdido? y donde estan los pensamientos puestos en orden en las curvas de los caminos y que ahora parecen un puzzle desordenado en cada vuelta de la piscina, perdidos en cada chapoteo, aislados en mi mente, confundidos..

No dejaré de ser corredor, ni en el agua, ni en la vida y eso en el fondo me reconcilia conmigo mismo.
Continuo mejorando, poco a poco, y a lo lejos ya se atisba la tierra prometida, el lugar donde por fin podré correr.


 
 ¡Tengo que nadar!
   Pero este no soy yo, eh..


¡Volveré a correr!Este si que soy yo..


¡Adios!

14 comentarios:

  1. Ten paciencia que al final se sale, por lo menos puedes hacer otros deportes y eso siempre ayuda. Un saludo y ánimo

    ResponderEliminar
  2. Muchos animos Pipo sigue pensando de esa forma y veras como pronto estas corriendo con plena garantia,saludos

    ResponderEliminar
  3. Hola Raul y Barroso!!

    Gracias por vuestros animos, continuo inmerso en la ruta de la recuperacion.

    ResponderEliminar
  4. Hola Pipo.

    Lo que no te mata, te hará más fuerte. Y no conozco a nadie que se lo haya cepillado una fascitis. Tan solo una palabra: paciencia.

    Falta un día menos para que tus Mizuno vuelvan a trabajar.

    Un saludete y mucho ánimo.

    Nada más.

    Hasta que corras, claro ;p.

    ResponderEliminar
  5. No se que decirte ,mucho ánimo y paciencia ,es lo que me dicen a mi..dentro de nada estamos corriendo ,no lo dudes.
    un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Estoy viviendo y experimentando cada palabra de lo que cuentas, sé que no sirve para nada pero a mí me ayuda saber que otros han pasado por esto y ahora están corriendo. Ánimos y saludos.

    ResponderEliminar
  7. Ánimo, no pienses que acabas de pasar otro día sin correr, si no que queda uno menos para volver a hacerlo, se que es una chorrada y no te ayudará mucho pero es así.

    ResponderEliminar
  8. Hola jOSE..gracias por tus animos, confio que la periostitis ( creo que era asi) esta bajo control.. ¡ los nombres feos,joder!
    ¡que debil nuestro cuerpo, que ansioso nuestro corazón!
    saludos.

    ResponderEliminar
  9. Mari..muchos besos.
    Solo enviarte un fuerte abrazo lleno de animos y vibraciones curativas.Me gusto mucho la entrada de tu blog, me dejo sorprendido y alegre.

    ResponderEliminar
  10. Gracias Miguel, las penas compartidas, ya se sabe.Otros salieron, nosotros pronto lo haremos.
    un saludo.

    ResponderEliminar
  11. Gracias Belga y ENHORABUENA por tu maratón de Barcelona.
    un abrazo

    ResponderEliminar
  12. bueno ya esta ,apuntada el 10 de abril a Valencia ,si me ves por alli ,me saludas ,no se te olvide...besos

    ResponderEliminar
  13. ¡Vale Mari! ¡Animo! seguro que llegas a tiempo, en todo caso no fuerces la reaparición.Estudia muy bien tus sensaciones y si no lo tienes claro, ya sabes..hay miles de carreras por correr.
    besos.

    ResponderEliminar